Máximo González Jurado

Compromiso Enfermero con Máximo González Jurado


Deja un comentario

Un enfermero dirigirá la sanidad madrileña

La verdad es que es la primera vez que hago la valoración de un nuevo responsable político sanitario conociendo tantísimo al “valorado”, y es que Jesús Sánchez Martos y yo hemos trabajado juntos como profesores en la Facultad de Enfermería de la Universidad Complutense de Madrid durante más de 30 años y, además, ha sido vicepresidente del Consejo General de Enfermería. Y la verdad es que sólo puedo decir cosas buenas de él.

En el Consejo General de Enfermería coincidimos todos en valorar muy positivamente el nombramiento de Jesús Sánchez Martos como nuevo consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, porque es un hombre que conoce en profundidad la profesión médica y la profesión enfermera. No en vano ha estudiado las dos carreras y ha trabajado como médico y enfermero. Y por tanto conoce, como nadie, tanto las características y los valores de ambas profesiones, como las necesidades reales de los pacientes. Y yo personalmente estoy contento con esta noticia, en lo institucional y en lo personal, en los dos aspectos.

El Dr. Sánchez Martos es médico y enfermero. Combina perfectamente las dos profesiones. Primero estudió Enfermería, para después, mientras trabajaba como enfermero, estudiar Medicina y convertirse también en médico. Y esto da una muestra muy clara de su capacidad de sacrificio, su compromiso e implicación académica y personal. Porque estudiar Medicina siendo dueño del 100% de tu tiempo ya es en sí complejo, no hay más que ver los índices de fracaso, pero hacerlo, como lo hizo él, a la vez que trabajaba como enfermero asistencial, cumpliendo con tus turnos y obligaciones, es una hazaña que muy poca gente ha conseguido. Y encima, el Dr. Sánchez Martos, fue el primero o el segundo de su promoción. Sigue leyendo

Anuncios


Deja un comentario

Invertir en futuro

foto editorialA día de hoy, el reciclaje profesional es una opción fundamental para cualquier disciplina en la que uno trabaje. Economistas, arquitectos, periodistas, ingenieros, abogados…, son conscientes de la necesidad de actualizar sus conocimientos para poder seguir siendo competitivos en un mercado laboral cada vez más exigente. Si un profesional tiene una mínima ambición profesional, no existe otra alternativa que reciclarse periódicamente.

Sin embargo, esta perspectiva no es en absoluto aplicable a quienes nos dedicamos a la sanidad. No en vano, estamos ante un derecho protegido, no sólo por la Constitución Española, sino también por la Declaración Universal de Derechos Humanos dictada en 1948 por la Organización de Naciones Unidas (ONU). Sigue leyendo