Máximo González Jurado

Compromiso Enfermero con Máximo González Jurado

La prescripción enfermera requiere una tramitación inmediata

Deja un comentario

Editorial Máximo González JuradoCada día 260.000 enfermeros y enfermeras en toda España se ven obligados a tomar decisiones respecto a los miles de medicamentos y productos sanitarios que manejan con sus pacientes, y cada una de estas decisiones supone una prescripción.

Bastaría con darse una vuelta por los centros sanitarios o los servicios de salud para observar cómo los enfermeros y enfermeras prescriben medicamentos cada vez que curan una úlcera por presión; cuando curan heridas y quemaduras; cuando administran una vacuna, después de evaluar de forma autónoma a un adulto o a un niño; cuando regulan la medicación de un paciente crónico, como un diabético o un paciente anticoagulado; cuando administran un analgésico a un paciente posquirúrgico o a un trabajador que acude a la consulta de salud laboral de su empresa; cuando administran oxitocina a una mujer embarazada que llega al hospital para dar a luz; … y así podríamos estar enumerando miles de situaciones donde siempre se repite la misma realidad: el profesional enfermero se ve obligado a realizar actuaciones clínicas sin el amparo legal suficiente, y pese a tener que sumir un riesgo personal evidente. Y lo hace por tres grandes razones: por el bien del paciente, por el normal funcionamiento de la sanidad y porque está perfectamente capacitado para hacerlo con plenas garantías.

Tal y como informamos a fondo en este nuevo número de ENFERMERÍA FACULTATIVA, nuestra lucha por la legalización de la prescripción enfermera ha conseguido importantes avances recientemente. El ministro de Sanidad, Alfonso Alonso, ha cumplido su palabra llevando el proyecto de decreto que regulará esta competencia enfermera al Consejo Interterritorial, donde se decide el futuro de nuestro sistema sanitario. Allí el texto ha recibido el visto bueno de todas y cada una de las CC.AA. que han avalado, no sólo nuestra prescripción, también una apuesta clara por nuestro desarrollo profesional como graduados sanitarios con capacidad para dar respuesta a las necesidades de los pacientes. Una situación que, sin duda, merece nuestra gratitud.

Aunque esta situación supone un importante paso hacia delante, no podemos obviar que todavía queda bastante camino por recorrer para conseguir que la prescripción enfermera sea una realidad. Ahora este decreto tiene que ser enviado al Consejo de Estado para que emita su informe al respecto y posteriormente tendrá que ser aprobado por el Consejo de Ministros, para finalmente publicarse en el Boletín Oficial del Estado. Y teniendo en cuenta que las elecciones generales están cada vez más cerca, la profesión enfermera no está dispuesta a aceptar otra opción que no sea la tramitación más rápida y eficaz por parte del Ministerio.

Anuncios

Autor: Máximo González jurado

Soy el actual presidente (2013) del Consejo General de Colegios Oficiales de Enfermería de España. Graduado en Enfermería y Podología y licenciado en Antropología. Profesor Titular de la Universidad Complutense de Madrid.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s